h1

Memorias de Ginny Weasley VII

enero 28, 2008

El Puñal. Bajé a la Cámara de los Secretos y empecé a leer Transformatum Mortis, un ensayo escrito por Herpo el Loco donde analiza la muerte y como la muerte nos transformas a los muertos y a nuestros conocidos. Es muy interesante y es donde Herpo decide hacer un experimento para demostrar que la muerte puede ser superada. Es un poco complicado pero las anotaciones de Slytherin y Voldemort me ayudaron a entenderlo.

Transformatum Mortis explica que cuando morimos, caemos en una especie de trance donde podemos tomar varios caminos. Los caminos que Herpo nos explica, son los de dejar nuestra marca en el mundo como fantasma, también está el camino de seguir adelante y otros 3 caminos de los cuales Herpo solo llega a conocer uno que es el camino de regreso donde nos convertimos en un cuarto estado de la materia y donde no estamos ni vivos ni muertos pero podemos volver a estar vivos, si aplicamos los encantamientos necesarios.

Es realmente complicada su teoría pero dice que para llegar a tomar ese camino, tenemos que haber dejado una parte de nuestra alma encerrada en un objeto. A eso, él lo llama horcrux. Horrocrux es un objeto mágico donde un mago guarda una parte de su alma. Para poder hacer eso, hay que romper nuestra alma y eso solo ocurre, cuando asesinamos.

Me sorprendió, fue que Voldemort dejó una anotación en el libro, donde puso el número 7 y en vez de horcrux, escribió horcruxes.

Miré La Daga y me di cuenta que no era el horcrux de Voldemort. Era uno de sus horcruxes.

~

Empezamos a correr y nos encontramos con Harry y Hermione en el Puente

~

Luego de volar sobre los Thestrals (estos animales siempre me recuerdan a los besos de Luna), llegamos al Departamento de Misterios. Me asusté un poco, ya que los mortífagos querían asesinarme, si tan solo supieran que yo era la mortífaga favorita de mi señor y no esa sucia vieja de Bellatrix.

Me escondí, y cuando me di cuenta, Voldemort estaba a mi lado. Me preguntó ¿Dónde está Harry? Y le dije que perseguía a Bellatrix para asesinarla. Al instante desapareció y minutos después vi a Dumbledore corriendo (¿Cómo ese anciano estaba tan en forma?)

Mi amado y a la vez tan odiado Harry, volvió a ganar. Voldemort tuvo que escapar ya que aparecieron muchos aurores y además estaba Dumbledore.

~

Estos fueron los recuerdos más hermosos de mi cuarto año en Hogwarts. Fui novia de Michael Corner, pero sus besos no eran tan deliciosos como los de Luna. Al final del año, Luna me pidió que no quería seguir siendo mi amante, que de verdad ella no sentía amor hacia mí. Yo tampoco sentía amor hacia ella, solo sentía un enorme placer.

Anuncios

3 comentarios

  1. OOOOOOOOOOOOOO
    Eso no lo sabia, ni eso, oh! y menos eso
    XDDDDDD
    No mentira esta bien :P, Jajajja


  2. Me ekivoke, no esta bien, Esta excelente!!!!!!!! XD


  3. muy buen capítulo



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: